El juego del zapatito de cristal

El juego del zapatito de cristal es uno de esos juegos clásicos o tradicionales a los que jugábamos cuando éramos pequeños. Si quieres enseñárselo a tus hijos descubre en qué consiste y cómo se juega.

Seguramente que recordarás algunos de los muchos juegos tradicionales a los que jugaste en tu colegio o escuela cuando eras pequeño/a. El juego de las chapas, de la gallinita ciega, cara y cruz…

El zapatito de cristal

Eran juegos sumamente educativos, que aunque aún se mantienen en muchas escuelas, por desgracia muchos pequeños no saben jugar a ellos simplemente porque se olvidan.

¿La solución para que no caigan en el olvido? Que tú mismo/a juegues con tus hijos/as, enseñándoles precisamente aquellos juegos tan sanos y educativos a los que jugabas en tu infancia. ¿Te animas? Te hablamos del juego del zapatito de cristal.

¿Cómo se juega al juego del zapatito de cristal?

Se colocan todos los jugadores en corro meno uno que es el que lleva la zapatilla en la mano. Comienzan todos a cantar esta canción:

“Al zapatito de cristal,
tris, tras,
Que no lo ves, ni lo verás,
tris, tras.
Mirar para arriba,
Que caen judías;
Mirar para abajo, que caen garbanzos.
A dormir, a dormir,
que los Reyes Magos van a venir” (los jugadores cierran los ojos).

Cuando acaba la canción, el que tiene la zapatilla la coloca detrás de uno de los jugadores y sigue dando vueltas al corro para despistarlos hasta da la voz de ¡ya!.

Los jugadores abren los ojos y el que tenga la zapatilla detrás de él tiene que salir corriendo detrás del que se la puso. Tiene que atraparlo antes de que ocupe el lugar vacío. Si lo alcanza antes de que ocupe el lugar vacío, no ocurre nada, si no lo alcanza, es él quien se la queda.

Si deseas disfrutar de más juegos clásicos para jugar con tus peques, puedes saber cómo jugar a el juego del pañuelo.

Imagen | CEIP Las Canteras

Hacer un comentario